Manhattan, el coctel de las estrellas.

imagesCA09HVQFEl cine y la televisión han popularizado un coctel como el Manhattan, hasta hacerlo uno de los más famosos del mundo. Es un coctel bastante fuerte y de sabor agridulce, así que no está pensado para todos los paladares.

Sus ingredientes básicos, dos, el vermú rojo y el whisky. En un origen este último era de centeno, el más abundante en Nueva York, si bien hoy en día se suele utilizar bourbon o whisky canadiense. Yo recomiendo el bourbon, más fácil de encontrar y más dulce.

En cuanto a su origen existen diferentes historias aunque la más popular, aunque no por ello la real, le atribuye la invención a Jenny Jerome, esposa de Randolph Churchill, y por lo tanto padres del futuro premier británico Winston Churchill, mientras celebraban la campaña a gobernador de Samuel Jones Tilden en el  Manhattan Club, situado frente al actual Empire State Building. No obstante, se comenta que dicho banquete tuvo lugar en noviembre de 1874, cuando Lady Churchill estaba en Inglaterra, dando a luz a su hijo, o incluso algunos la sitúan en Francia en aquella época. Tuvo tal éxito que posteriormente la gente empezó a pedirlo con el nombre del club donde se inventó.

_some_like_hot_020486fcEn los años 30 y 40 con el auge del cine de Hollywood, se convirtió en el cóctel que tomaban los actores más importantes de la época en papeles de mafiosos, ejecutivos o dandis, aunque sin lugar a duda todos los amantes del cine recordarán el cóctel que una jovén y bellísima  Marilyn Monroe prepara en bolsas de agua caliente en las literas de un tren rumbo a Florida, bajo la enamorada mirada de Tony Curtis en película “Con faldas y a lo loco”.

Se consume principalmente como aperitivo y se prepara de la siguiente forma:

  • 5 cl. de whisky o bourbon
  • 2 cl. de vermú rojo
  • 1 gota de angostura

Los ingredientes se añaden en una vaso de mezcla lleno de hielo, y se mezclan bien. Se sirve en una copa de Martini fría, para lo cual habremos revuelto algunos cubitos en su interior, y posteriormente desechado, ya que se sirve sin hielo. Para adornar una guinda al marrasquino


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s